13 de Julio del 2017 Autor:Redaccion

El boxeo se niega a morir

“Reinventarse o morir” tal parece ser la premisa del deporte en los últimos tiempos.

Tras los ejemplos de la Fórmula 1 y su nueva administración, o el futbol con la implementación del Video Arbitraje, el boxeo pretende acaparar el cuadrilátero con más espectáculo, sin importar lo que piensen los “puristas” de dicha disciplina.

Tal es el caso de la contienda entre el pugilista Floyd Mayweather Jr y el peleador de UFC Conor McGregor, una batalla que promete “revolucionar” el deporte de los puños desde el marketing y la publicidad el próximo 26 de agosto en Las Vegas.

De entrada ofrecerá una competencia no convencional donde “Money” expondrá su récord de 49 victorias y ninguna derrota en su carrera contra el considerado mejor artemarcialista mixto del mundo, el irlandés McGregor.

La exhibición netamente boxística (se regirá con las reglas de la disciplina) garantiza un show cuyo principal foco de atención será la cantidad de dinero que genere tal pelea, la cual promete desbancar a los más de 600 millones de dólares que alcanzó el combate entre Mayweather-Manny Pacquiao en 2015.

“Cuando se habla de proyecciones de 500 millones de dólares, es la pelea que tiene que darse en la industria del deporte”, declaró en junio pasado a la cadena CNN Scott Hurst, especialista en artes marciales mixtas.

Hay quienes consideran que el duelo entre Mayweather-McGregor alcance los mil millones de dólares, por lo que estaríamos ante la pelea con mayores ingresos de la historia.

El boxeador estadounidense es el primer “ganador” fuera del ring, pues se estima que se estará embolsando no menos de 100 millones de dólares, por 15 millones que tiene garantizado el peleador de la UFC.

Tan sólo a lo largo de su carrera, Mayweather Jr ha percibido cerca de 700 millones de dólares por sus combates donde ha conquistado títulos súper pluma, ligero, súper ligero y wélter en las últimas dos décadas.

Mucho que perder

¿Qué pasaría si Mayweather pierde en la pelea pactada a 12 rounds y en 154 libras ante un peleador de la UFC?

Quizás ese morbo es el que mantiene en vilo al boxeo, pero que fríamente han calculado los manejadores del “Money”.

No obstante, las apuestas benefician a Floyd hasta 3-1 y espera dar otro golpe de autoridad pese a su inactividad de 23 meses, tras su última pelea acontecida ante  Andre Berto el 12 de septiembre de 2015.

Este tipo de espectáculos no resultan desconocidos para Mayweather, quien en 2008 retó al luchador de la WWE “Big Show” y le ganó en una función de lucha libre.

Mientras tanto, aunque practicó el boxeo en su juventud, el irlandés McGregor parece no tener mayor ventaja frente a su oponente, y su última derrota ocurrió en marzo de 2016 frente a Nate Díaz.

“Si estás corriendo un maratón, entonces el corredor de maratón va a ganar contra un velocista el 99.9% de las veces.

“A menos que Mayweather caiga fuera del ring, o no aparezca para la pelea, creo que es muy poco probable que este peleador invicto, el mejor boxeador libra por libra, vaya a perder contra McGregor, quien no tiene experiencia alguna en boxeo en lo absoluto”, analizó Hurst para la CNN.

También están las voces en contra de este combate no tradicional, el cual si bien romperá paradigmas de marketing, también afectaría la imagen y seriedad de los deportes de contacto.

“El combate es un insulto para el deporte, para el boxeo y para la UFC. Cada deporte merece respeto”, expresó a El País Juan Manuel Márquez, expugilista mexicano.

Share this:
Tags:

Comentarios

Recibe nuestras noticias

Registra tu email y recibe las noticias y especiales en tu email